Infraestructura de puente que une a Bogotá con Soacha respetará el humedal Tibanica

   

  • El puente que conecta a Bogotá y Soacha, por la Avenida Ciudad de Cali, garantizará el respeto por los ecosistemas. 
  • Los estudios serán concertados con la comunidad, garantizando su participación.
  • Esta obra beneficiará principalmente a más de 1.500.000 personas que viven en Soacha y en la localidad Bosa. 
  • Se avanza en la recuperación del humedal Tibanica, que sufrió graves afectaciones en la estructura vegetal y la pérdida de varios especímenes de fauna por un incendio el pasado 18 de febrero.
Bogotá, 10 de septiembre de 2020 (@Bogota). La Administración de la alcaldesa Claudia López está comprometida con el respeto por la Estructura Ecológica Principal y con la participación de las comunidades para la toma de decisiones. Los diseños para la construcción del puente para darle continuidad a la Avenida Ciudad de Cali hacia el municipio de Soacha se harán respetando el humedal Tibanica y no al contrario. 
 
El 18 de septiembre, entidades distritales y la comunidad de este humedal, ubicado en la localidad de Bosa, harán una mesa de trabajo para revisar los diseños previos a la obra y concertar los estudios.
 
El proyecto se encuentra actualmente en etapa de factibilidad, donde se tomaron en cuenta todas las características medioambientales, con pleno reconocimiento del humedal Tibanica, su zona de preservación y protección, así como el canal Tibanica Bombeo y la quebrada Tibanica gravedad, para ir delimitando las alternativas de construcción en pro de la conservación de estos elementos de la Estructura Ecológica Principal.
 
“En esta Administración las obras deben respetar y acomodarse a la Estructura Ecológica Principal y no al contrario. Estamos trabajando para que el desarrollo urbano se haga con respeto a nuestro ambiente. Como autoridad ambiental buscamos que el medio ambiente sea el eje alrededor del cual crece nuestra ciudad, en convivencia respetuosa con nuestros recursos naturales y con la apropiación de las comunidades”, dijo la secretaria de Ambiente, Carolina Urrutia.
 
 
En los próximos días inicia la fase de estudios de hidrogeología, hidrología y estructuras ecosistemas para garantizar la mitigación de los impactos ambientales en la zona. Según explicó el director del IDU, Diego Sánchez Fonseca, estos estudios se realizarán durante seis meses, luego se inicia el diseño del proyecto, que tomará otros cinco meses aproximadamente, es decir que la obra iniciaría a finales del 2021.
 
La obra beneficiará a más de 1.500.000 personas que viven en Soacha y en la localidad Bosa, principalmente. “Se trata de un proyecto muy necesario para conectar a la capital de la República con el municipio de Soacha, generando una alternativa diferente a la Autopista Sur, que hoy atiende una alta demanda de vehículos”, explica el director del IDU, Diego Sánchez Fonseca.
 
Alrededor de $48.000 millones invertirá el IDU en este proyecto que conectará a Bogotá con el municipio de Soacha, entre la Avenida Ciudad de Cali, por la carrera 78, y la Avenida Terreros. Adicionalmente, hay que tener en cuenta que la Avenida Ciudad de Cali es una troncal alimentadora de la Primera Línea del Metro.
 
Según el “Perfil Situacional del Departamento de Cundinamarca”, estudio realizado por la Gobernación de Cundinamarca, del 100 % de los viajes que se realizan entre Soacha y Bogotá con motivo trabajo el 85 % son de Soacha a Bogotá y el 15 % de Bogotá al municipio vecino.
 
La alcaldesa Claudia López visitó la zona y reiteró el compromiso de Bogotá con la conservación de los humedales y el respeto por el medio ambiente y la Política de Humedales, sin que esto signifique sacrificar los proyectos que mejoren la calidad de vida de los habitantes y generen empleo, oportunidades y reactivación, en este caso para Bogotá y Soacha.

Lea también: Lagos de Torca y obras cerca de humedal Tibanica respetarán Estructura Ecológica Principal.

Ninguna obra está por encima de los humedales

La Secretaría de Ambiente viene realizando diálogos con las comunidades, colectivos ambientales y concejales para escuchar las necesidades e inquietudes respecto al proyecto que se tiene planteado cerca al humedal Tibanica. La posición de la Administración Distrital es respetar la vocación y proteger los humedales de la ciudad.
 
La decisión del Juez Cuarto Administrativo de Bogotá fue la más acertada y va ligada al respeto por la vocación de los humedales, como espacios de conservación y recreación pasiva, que la Alcaldía de Claudia López les dará a estos ecosistemas. “Las obras o diseños que se planteen deben acomodarse a los humedales y no al contrario”, ha sido la consigna de la actual Administración.
 
 
“Buscaremos que la participación de la comunidad tenga incidencia en las decisiones alrededor de la Estructura Ecológica Principal. Vamos a revisar las solicitudes para que todos sepan cuáles son las reglas del juego. Tenemos que seguir generando confianza y credibilidad que nos permita tomar así las mejores decisiones”, aseguró la secretaria Urrutia.
 
En las mesas de humedales del 24 de agosto y del 1 de septiembre de 2020, la Secretaría de Ambiente ha sido clara en que los diseños de las obras proyectadas en la localidad de Bosa deben tener todos los estudios ambientales y respetar el humedal Tibanica como un área protegida.
 

Recuperación ecológica tras incendio que afectó el humedal Tibanica

Humedal Tibanica

Humedal Tibanica. Foto: Comunicaciones Secretaría de Ambiente.

La Administración Distrital viene realizando las labores de recuperación del humedal Tibanica, uno de los pulmones de la localidad del Bosa, en el sur de Bogotá. Este ecosistema sufrió graves afectaciones en la estructura vegetal y la pérdida de varios especímenes de fauna por un incendio el pasado 18 de febrero.
 
Cerca de nueve hectáreas de la zona centro y noroccidental del humedal sufrieron daños. Los trabajos de restauración se vienen realizando para recuperar las especies vegetales que se vieron afectadas. Los procesos pueden tardar años.
 
La Secretaría de Ambiente viene diseñando diferentes estrategias que permitan realizar tratamientos florísticos con plantación de especies propias de este ecosistema y el enriquecimiento de suelos con materia orgánica extraída del cuerpo de agua.
 
En la franja acuática se desarrollan actividades para la reconfiguración del vaso, la línea de litoral y las islas. Asimismo, se viene realizando la remoción de sedimentos y el control de plantas invasoras.
 
En los diálogos con las comunidades se ha venido planteando la importancia de implementar acciones y mecanismos para combatir los problemas que se vienen presentando alrededor del ecosistema.
 
La Administración distrital agradece la activa participación de la ciudadanía en estos procesos que buscan apropiación y protección de la Estructura Ecológica Principal de Bogotá.