Bogotá se prepara para atender la segunda temporada de lluvias

 

  • Todas las emergencias deben ser reportadas a la Línea 123.
  • Ramas caídas, exposición de raíces, pudrición e inclinación en el tronco son algunos de los signos que presenta un árbol cuando está en riesgo.
  • Bogotá tiene más de 1.200.000 árboles en espacio público.
  • No arrojar basuras a la calle y mantener los sumideros limpios evitará inundaciones.
  • Más de 160 mil toneladas de desechos han sido retirados de la red de drenaje por parte de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá.
  • Durante este año la Secretaría de Ambiente ha atendido 940 eventos de árboles en riesgo.
Bogotá, septiembre 25 de 2020 (@Bogota). La Administración Distrital, por medio del IDIGER, elaboró un Plan de Contingencia para fortalecer las acciones de reducción y respuesta frente a las emergencias causadas por los fenómenos asociados con la segunda temporada de lluvias: encharcamientos, deslizamientos, crecientes de quebradas y canales, tormentas eléctricas, granizadas, caída de árboles y vendavales, entre otros.
 
Para la segunda temporada de lluvias #BogotáAlistaElParaguas. Por eso el Instituto Distrital de Gestión del Riesgos y Cambio Climático -IDIGER- dio a conocer las medidas de contingencia que se deben aplicar para las precipitaciones que irán desde finales de septiembre hasta mediados de diciembre.
 
El IDIGER, entidad del sector Ambiente, está realizando recorridos de monitoreo en zonas que históricamente han sido más susceptibles a emergencias, para identificar los posibles riesgos y adelantar los trabajos de mitigación que sean necesarios.
 
“En el Distrito Capital tenemos dos temporadas de lluvias: la segunda inicia a finales de septiembre y culmina a mediados de diciembre, por lo que invitamos a losciudadanos para tener en cuenta las recomendaciones de las entidades distritales para mitigar y estar preparados ante cualquier emergencia”, indicó el director del IDIGER, Guillermo Escobar.
 
La administración tiene identificados los siguientes puntos críticos en la ciudad para la temporada de lluvias:
  1. Calle 185 - Canal Torca
  2. Calle 100 con Carrera 7ma
  3. Intercambiador Calle 94
  4. Calera - San Luis
  5. Calle 61 con Av. Circunvalar
  6. Parque Nacional – Carabineros
  7. La Peña
  8. Calle 61 x Av. Circunvalar
  9. Portal Usme
  10. Portal Suba
  11. Héroes
  12. Calle 75 con Carrera 30
  13. Calle 170 con Carrera 7
La Administración de la alcaldesa Claudia López invita a la ciudadanía a mantener las alcantarillas y los desagües libres de basura, realizar mantenimiento y limpieza de las cubiertas, los tejados y los bajantes de agua, hacer monitoreo de los niveles
de agua de ríos y quebradas. Asimismo, recomienda reportar cualquier novedad o emergencia a la línea 123.
 
Adicionalmente, la Administración Distrital, por medio de Aguas de Bogotá, la Empresa de Acueducto y el IDIGER, ha adelantado de manera preventiva y continua intervenciones manuales y otras con maquinaria para limpiar los canales y las quebradas del sistema de drenaje pluvial de la ciudad.
 
El trabajo de mantenimiento será ejecutado por más de 800 funcionarios en coordinación con el IDIGER y Aguas de Bogotá. Estas labores se realizan con 30 equipos (maquinaria pesada y robots) para sondear tuberías, sumideros y pozos del alcantarillado que permitirán retirar los desechos arrojados por los ciudadanos para evitar el taponamiento de los drenajes durante la temporada de lluvias.
 
Según Cristina Arango, gerente de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá –EAAB-, se aprovechó el inicio del año y la época de cuarentana para realizar el retiro de 160 mil toneladas de desechos de la infraestructura de la red drenaje y la intervención de más de 460 kilómetros lineales de canales, quebradas, ríos y 80 mil sumideros de los principales corredores viales de la ciudad. En estas labores de mantenimiento preventivo, la entidad invirtió más de 16 mil millones de pesos.
 
Recomendaciones del Acueducto de Bogotá
 
La gerente de la EAAB Cristina Arango hizo un llamado a los habitantes de Bogotá para mantener un buen comportamiento ciudadano evitando arrojar basuras a las calles y acudiendo a cinco sencillos comportamientos que protegerán a la ciudad contra las inundaciones:
 
  1. No tapone los sumideros con escombros u objetos que impidan recolectar normalmente el agua lluvia.
  2. Al barrer el frente de su casa, recoja la tierra y la basura en bolsas bien cerradas.
  3. No las deposite en los sumideros.
  4. Cumpla con los horarios indicados por el consorcio de aseo para sacar la basura.
  5. No arroje grasas o aceites a los sumideros.
  6. Evite arrojar preservativos, toallas higiénicas o pañales por el sanitario.
Secretaría de Ambiente monitorea árboles en la ciudad
 
La autoridad ambiental fortalece las acciones de seguimiento y control para detectar árboles en riesgo que puedan sufrir volcamientos generados por los fuertes vientos y lluvias que se presentarán durante los siguientes meses en Bogotá.
 
“El IDEAM nos ha confirmado que hay un 75 % de probabilidad de que el fenómeno de La Niña este año nos presente entre 50 % y 60 % más de lluvia de las que recibimos habitualmente en estos meses.
 
 
El Distrito está articulado para enfrentar los retos de una ciudad con tantas lluvias.
 
Desde la perspectiva del arbolado es muy importante que los ciudadanos y ciudadanas llamen a la línea 123 cada vez que vean un árbol que pueda estar en condición de riesgo”, indicó la secretaria de Ambiente, Carolina Urrutia.
 
En lo corrido de este año, la Secretaría de Ambiente ha atendido 940 eventos SIRE (Sistema Institucional de Respuesta a Emergencias) relacionados con árboles en riesgo y/o caídos. Entre enero y agosto se volcaron 268 individuos en Bogotá.
 
El llamado que hace la Administración es a que en caso de identificar encharcamientos permanentes en la base de los árboles o daños en las raíces, estos sean reportados a través de la línea 123.
 
Los ciudadanos pueden ayudar a mitigar la caída de árboles mediante la identificación de aquellos que estén en riesgo. Las ramas sueltas, la inclinación y la pudrición del tronco, las cavidades, los hongos, la presencia de roedores y los individuos arbóreos caídos o muertos alrededor son signos de alerta y deben ser reportados a la línea única de emergencias.
 
La acumulación de agua lluvia satura los suelos, pone al descubierto las raíces y genera pérdida de estabilidad en los individuos arbóreos.
 
El Jardín Botánico de Bogotá, otra de las entidades pertenecientes al sector Ambiente, también hizo un llamado a la comunidad para que, de manera preventiva, reporte cualquier situación de inclinación evidente o pérdida de verticalidad de un árbol, enviando información al correo: arborizacionurbana@jbb.gov.co.
 
Por su parte, la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos indicó que, según registros en periodos con lluvia intermitente, la entidad ha recibido mediante el reporte del Sistema de Información para la Gestión del Riesgo y Cambio Climático – SIRE alrededor de 50 árboles volcados durante un mes, con puntos críticos en las localidades de Suba, Tunjuelito y Santa Fe.
 
Actualmente, las empresas prestadoras de aseo, en cumplimiento de los Planes de Poda, vienen priorizando los tratamientos silviculturales en la atención de árboles con susceptibilidad alta de volcamiento.
 
Recomendaciones del Cuerpo Oficial de Bomberos de Bogotá
 
El mayor número de incidentes atendidos en temporada invernal durante los últimos 20 meses por el Cuerpo Oficial de Bomberos de Bogotá fue por árboles caídos:1.081 casos de 1.577 registrados fueron por individuos volcados. Sin embargo, los riesgos por lluvias pueden reducirse tomando precauciones. Estas son algunas recomendaciones para evitar y mitigar emergencias durante la temporada invernal:
 
  • La obstrucción del sistema de alcantarillado es una de las principales causas de encharcamientos e inundaciones. No arroje basura a la calle y asegúrese de mantener las rejillas libres de desechos.
  • Evite arrojar escombros o residuos a los cuerpos de agua.
  • Verifique que los sistemas de drenaje de los sótanos estén funcionando correctamente y sin obstáculos.
  • Revise las cubiertas y los tejados de su vivienda. Un mantenimiento oportuno puede evitar emergencias.
  • Las lluvias aumentan el caudal de los canales. Camine con precaución.
  • Evite resguardarse en los árboles mientras llueve, debido a que estos atraen descargas eléctricas.
  • Reporte a la línea 123 la presencia de habitantes de calle en los canales.
  • Ellos pueden ser arrastrados fácilmente por las corrientes de agua.
  • Asegure a su animal de compañía. Los sonidos o las situaciones de riesgo pueden ahuyentarlo.
  • Cuando se presenten lluvias, reduzca la velocidad y encienda las luces del vehículo.
  • Verifique el estado de las vías antes de su viaje. Evite tomar rutas que puedan presentar encharcamientos o vehículos varados.
  • Reporte a la línea 123 el desplazamiento de muros, postes, edificaciones y árboles.
  • Recuerde que todas las emergencias deben reportarse a la línea 123.

Recomendaciones del IDPYBA sobre animales en temporada de lluvias.

  • Mantenga el plan de vacunación de sus animales de compañía al día.
  • Evite que sus animales se mojen y protéjalos de la humedad.
  • Mejore la calidad de la comida para fortalecer su sistema inmunológico para evitar posibles enfermedades asociadas a los cambios de temperatura.
  • En el caso de los perros comunitarios o en estado de calle es clave que las comunidades que los cuidan puedan ubicar o crear espacios que los protejan de la intemperie o encontrar hogares que los adopten o resguarden durante las lluvias.
  • Cualquier situación que ponga en riesgo la vida de los animales que habitan en las calles de Bogotá debe reportarse a la línea 123 para poder activar el servicio de urgencias veterinarias del Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal.
  • En el caso de los animales de granja de la ruralidad bogotana es importante que sus cuidadores establezcan espacios cubiertos para ellos.
  • Limpie los desagües para mantener los potreros en buenas condiciones para evitar que los animales se entierren y sufran accidentes.
  • Verifique las condiciones de las cercas eléctricas para evitar mortalidad por caída de rayos.
  • Mantenga el plan sanitario de la granja al día (vacunación y desparasitación).
  • Evite que los animales pasten en rondas de ríos o que permanezcan en lugares propensos a los deslizamientos.
  • Habilite bancos de forraje, ya que el exceso de lluvias puede disminuir la disponibilidad de alimento.
  • Aumente la vigilancia de posibles problemas sanitarios en los cascos de los animales por causa de hongos y bacterias.